El hecho curioso sucedió en México, cuando un delincuente que había robado en un comercio quedó accidentalmente atrapado en el eje trasero de un transporte público. Al interceptarlo, quienes habían sido sus víctimas le emprendieron a golpes contra el joven.

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »